Por Cynthia Pech
De “Raíz de un instante”, Verso destierro, México, 2014.

Déjà vu

Sorbió de sus pechos como un crío
arrugando la esperanza
en un pliegue que la sangre drenó
adrenalina pura de lo desconocido
como si con esa bocanada
refulgiera la sonrisa díscola y sublime
diosa noche que prometió la luna

Lo que el cuerpo recuerda

No es tu olor el que me ronda
es una cierta fascinación
que asoma su cresta
en cada imagen que mi cuerpo
guarda del vórtice de tu lengua
rasgando el silencio que me habita
y abriendo la memoria
de los cuatro puntos cardinales
donde mis pájaros en vuelo anidan

Lumínica

La inercia zurce los sueños
en ciegas pieles
con ese sondeo de vida
que es el sexo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *